James McAvoy quemó el disco de Oblivion para terminar con su adicción

1

Problemas durante la grabación de Becoming Jane junto a Anne Hathaway.

"Estaba en Dublín. Tenía que ir a la cama las 22:00 horas porque me debía levantar a las 6:00 cada mañana y había un montón de líneas y todo eso. Y entonces me quedaba hasta las 4:00 jugando a Oblivion"

El punto de inflexión fue una larga sesión desde las 20:00 horas hasta las 5:35 horas de la madrugada. "Mi coche sonó la bocina afuera a las 5:45 horas. Pensé 'Dios mío, tengo que hacer algo'. Cogí el disco de la consola y encendí la encimera del gas. Puse el disco y vi como se quemaba un poco. Dije 'bien, está terminado, nunca más'".

Viciando de nuevo:

"Durante la pandemia, mis chicos y yo, que somos unos cuarentones con pelo gris, calvicie incipiente y demás, hablamos cada dos o tres noches jugando a Call of Duty: Warzone sobre la vida, el amor, de todo un poco mientras nos aniquilan niños de 12 años de otros países"."Ha sido un poco el salvavidas durante la pandemia cuando no podíamos quedar. Hemos pasado más tiempo [juntos] que antes del COVID-19. Ha sido increíble",

1 1

1 comentario

25 de August de 2021 - 20:26
#1 NEOQUETON
A ver, lo de siempre: Disfrutar de los videojuegos si, por supuesto, pero sin convertirlos en una vía de escape, ya que eso es caldo de cultivo de adicción (como tantas otras cosas).

4 1

Deja tu comentario

Necesitas estar registrado o iniciar sesión con tu cuenta Memondo para poder participar.